Para la criaturita de mi corazón,
que con ansias esperaba su llegada.
Bello pedacito tierno de mi ser,
dificultades tuviste al tiempo de nacer,
todo por ti, se intentó hacer.

Pedacito carne de mis entrañas,
le supliqué a Dios que te salvara.
Que de mi lado nunca te separara,
quería cubrirte de calor y de ternura.
Darte el cariño que brota dentro de mi,
abrazarte, empalagarte de mi dulzura.
Mi amor infinito darte a cada instante.

Tu débil salud quebrantada no resistió.
Partiste de mi lado, se partió mi corazón.
Te desprendiste de mi, lloré de profundo pesar.
Mi ser pequeñito, emprendiste tu vuelo,
hacia un lugar muy lindo en el cielo.
Te pienso, no te olvido, mi tierno corazón,
para ti angelito, mi oración y mi bendición.

Te llevaste gran parte de mi vida,
quedó tumbada totalmente vacia.
Me quedé sin darte los buenos días,
sin ver tu bellos ojos cada mañana,
sin verme en el espejo de tus grandes pupilas.
Sin darte un beso al despertar en tus mejillas.
Sin tocarte el pelo con mis dulces caricias.
Mis brazos cálidos, amorosos te extrañan
te  buscan ansiosos, y no te hayan.

Sueños del futuro, un destino sin realizar
nuestras alegrías, el compartir, la convivencia,
tanta ilusión derrumbada en tan pocos días.
Tu voz será muda, invisible tu presencia.
Se desviaron para siempre nuestras vidas.
Algún día en el cielo, cachito mío,
nuestras almas por fin se encontrarán,
volveré contigo...mi bello tierno corazón...

Autora:  Karinoza45
© 2002 Derechos Reservados
Septiembre 10, 2002
~~*~~

~El poema no me aplica~



             




    

    




Escribe el E-mail de tu amigo









        

Página actualizada, Marzo 7, 2013

Página creada, escrita por Karinoza45
© 2002-2003 Derechos Reservados
Por los autores que compone esta pagina.
Agosto 19, 2003






Web Counter
Online Drug Store